A la velocidad de la inmigración indigente y del expansivo analfabetismo funcional,...

A la velocidad de la inmigración indigente y del expansivo analfabetismo funcional, Quintana Roo se fortalece como destino mayor de los llamados ‘fraudes piramidales’ del tipo de la ya moribunda Flor de la Abundancia

74
0
Compartir

Como si cumpliesen un ciclo, una nueva versión de ‘fraude piramidal’ (se multiplican los afiliados y beneficiarios del ‘enganche’ de suertudos, hasta que la multiplicación geométrica agota sus posibilidades distributivas y el esquema de la magia se termina, como lo han previsto sus fundadores, sacrificando a los últimos esperanzados de la fila) ha llegado a Quintana Roo luego del declive de la llamada Flor de la Abundancia. Pero ojo: ahora viene disfrazada de una antigua empresa de seguros de autos que premia por afiliar a más personas y gana por eso y no por asegurar vehículos. A diferencia de “la Flor”, que era exclusiva para mujeres, el MCA o Motor Club de América, tiene como principales víctimas a los llamados“millennials”, jóvenes clasemedieros de la generación del milenio, que buscan el dinero fácil y la menor jornada laboral posible, en el entendido de que las oportunidades dependen del narcisismo de la autovaloración y no de los estándares y las calificaciones sobre los méritos reales, la cualidad cognitiva y la productividad. Ante el auge de estos esquemas de la fortuna en entornos dominados por el cretinismo y las falsas expectativas derivadas de la precariedad espiritual e intelectual, en otros Estados del país, como Sonora, ya se está legislando para castigar con sanciones económicas de hasta 11 mil pesos y hasta 10 años de cárcel a quienes organicen o participen en este género de estafas. Quintana Roo necesita de manera urgente una legislación similar, pues en la última década se ha convertido en el lugar favorito para que aniden tales sistemas piramidales, debido al fragoroso crecimiento de una población cada vez más indigente y ayuna de valores educativos, informativos, críticos y de responsabilidad personal, que cae en esa tentación de apostar su destino al facilismo de la fortuna y las soluciones-milagro, atrapada en la espiral de la ignorancia, la pusilanimidad y la perseverante insensatez de endeudarse sin freno y hasta la insolvencia y la morosidad absolutas, frente a la también incontinente alza del costo de la vivienda, el transporte, la comida y demás bienes y servicios indispensables, y frente a las dificultades de acceso a los empleos bien remunerados, que requieren preparación y competencia profesionales.

A la velocidad de la inmigración indigente y del expansivo analfabetismo funcional, Quintana Roo se fortalece como destino mayor de los llamados ‘fraudes piramidales’ del tipo de la ya moribunda Flor de la Abundancia

Armando Galera

Luego del declive de la llamada Flor de la Abundancia, un nuevo tipo de fraude está creciendo en Quintana Roo: se trata del MCA, o Motor Club de América, una empresa de seguros estadounidense que ofrece dinero a sus clientes por reclutar a más ‘usuarios’.

La oferta es tentadora para los desprevenidos:A través de videos de Facebook, jóvenes con acento costarricense presumen coches de lujo, mansiones, viajes en yate, fiestas y mujeres glamorosas, y costosos placeres similares,y aseguran que ese tren de vida está al alcance de la mano sólo convenciendo gente acerca de la maravilla de incorporarse al círculo suyo: el de hacer fortuna sin más recursos de por medio que un celular y horas fascinando a los potenciales usuarios sobredichos recursos milagrosos de la seducción de incautos.

En la entidad, el primero de estos videos apareció en Cancún el pasado 17 de agosto. Hoy tiene más de un millón 200 mil reproducciones y más de 45 mil comentarios de jóvenes que solicitan la información para obtener ese empleo soñado.

Al poco tiempo surgieron más videos de jóvenes quintanarroenses, sobre todo de Cancún y Playa del Carmen, cobrando sus primeros dólares a través del MCA e invitando a otros a que se unan ‘a su equipo’ de triunfadores.

¿Pero de qué se trata MCA? Básicamente es una aseguradora de coches de Estados Unidos con paquetes de asistencia que van desde los 9 dólares mensuales por el ‘Paquete Básico’ hasta los 40 dólares por el ‘Paquete Premium’, que incluye la posibilidad de que el usuario reciba hasta 20 dólares por cada persona que pueda afiliar.

Es decir que el producto en cuestión es una simple excusa para promocionar de forma masiva el sistema de afiliados. Un fraude a todas luces. Y Quintana Roo tiene un largo de historial de jóvenes propensos a ser víctimas de este tipo de estafas.

¿Qué es MCA?

MCA, o Motor Club of América, se proyecta como una empresa de seguros de amplia cobertura establecida desde 1926. Sin embargo, una rápida consulta a su página web  http://www.motorclubamerica.net revela que apenas surgió en 2005.

Además, y a pesar de que sus promotores aseguran que es la empresa número uno de aseguradoras de autos en Estados Unidos, ni siquiera aparece en los ‘top 25’ de aseguradoras de ese país.

Así mismo, tanto la dirección de MCA como su número telefónico corresponden a otra empresa de Oklahoma: TVC Marketing, antes conocida como TVC Matrix, dedicada al mercadeo online.

MCA presume también de tener más de 7 millones de asegurados, superando a gigantes del ramo como StateFarm, que con 5 millones de clientes cuenta con más de 10 mil agentes y al menos 40 mil empleados, además de diversas oficinas en varios puntos del vecino país.

Sin embargo, Motor Club ofAmerica revela que apenas cuenta con 70 personas trabajando en su única oficina.

Varios artículos del The New York Times y BBC Mundo revelan que MCA nunca cumple con los servicios ofrecidos de asistencia a los vehículos. Sin embargo, eso no ha impedido que mantenga un crecimiento constante desde hace cinco años, cuando comenzó a pagar por afiliados. Y es que al final el producto que ofrece no es lo que le importa a sus clientes, sino la posibilidad de ganar dinero de manera fácil.

Ahora bien: MCA tiene la ventaja de que no es considerado como un sistema multinivel, no tiene niveles ‘extra’, todos ganan lo mismo por afiliar a otros, y no existen escalones para ascender.

En México lleva un año operando, con cerca de un millón de afiliados y creciendo. Se tiene registro de que se ha instalado en Veracruz, Tamaulipas, Chihuahua, el Estado de México y Quintana Roo.

MCA en Quintana Roo

El primer registro de esta empresa en la entidad data de agosto pasado, en Cancún. Desde entonces sus anuncios se han hecho virales en Playa del Carmen, Tulum, y hasta hace poco en Chetumal.

Utiliza la misma estrategia que en sus países de origen: promociona un video viral en el que exhibe los lujos que sus ‘agentes’ han obtenido a través de la empresa, invitando a compartir la publicación y a que los aspirantes escriban un comentario solicitando informes.

Al hacer esto, los promotores envían su link de miembros MCA solicitando a los interesados que se registren, para lo que es necesaria una cuota de 500 pesos. Al hacerlo, llega en un PDF/VIDEO ‘el secreto’ para ganar tanto dinero: básicamente que los potenciales ‘agentes’ hagan sus propios videos mostrando que retiran dinero de una cuenta personal e invitando a más personas a registrarse.

En ningún momento es mencionado el seguro de autos.

Varias comunidades de redes sociales locales han alertado que éste es un tipo de ‘estafa piramidal’. Sin embargo, la advertencia sirve de muy poco: cada vez se replican más videos que prueban que cada día están ganando nuevos adeptos.

Jóvenes, principales víctimas de ese tipo de‘dinero fácil’

De acuerdo con información de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de los Servicios Financieros (Condusef), las principales víctimas de este tipo de fraudes son jóvenes de entre 18 y 25 años, cuyos padres pertenecen a la clase media, subempleados y con un nivel educativo de preparatoria o universidad.

“Lo cierto es que la juventud actual prefiere trabajos que no sean de jornadas completas para que puedan disfrutar de su tiempo libre. Y esto lo aprovechan muy bien los ‘fraudes piramidales’, con promesas de que con un mínimo de esfuerzo van a ganar varios miles de pesos”, dice Alfredo Bautista, delegado de la Condusef.

Explica que,del 2008 a la fecha, el número de víctimas de estas estafas se ha incrementado de manera exponencial: En el primer año de su llegada a México, hace diez años aproximadamente, más de 50 mil personas en todo el país denunciaron haber perdido su dinero al participar en el esquema piramidal WakeUpNow. En 2016, casi 800 mil personas denunciaron haber sido engañados por alguno de estos modelos. La mayoría eran jóvenes.

“Lamentablemente, la Condusef no los puede defender en este tipo de esquemas de ahorro o inversión en pirámide, porque no son una institución financiera”, puntualiza.

Pero lo que es más preocupante, dice Alfredo Bautista, es que, en la actualidad, la mayoría de quienes participan en estos sistemas piramidales sabe de antemano que es un fraude, e incluso ya han participado en otros modelos.

“Saben que estos esquemas no se pueden sostener al alcanzar un determinado número de participantes, pero no les importa. Van a buscar el siguiente que surja y a empezar de nuevo, porque descubrieron que es una entrada rápida de dinero, suficiente para poder costear su estilo de vida”, concluye.

Ya es un delito en algunas entidades

Por esta razón, una reciente reforma al Código Penal del Estado de Sonora tipifica como delito los fraudes piramidales, estableciendo multas que superan los 11 mil pesos a quienes participen en dichas actividades, así como una pena máxima de 13 años de prisión a sus organizadores.

No es el único caso. En Nuevo León también aprobaron una reforma de ley para castigar con 10 años de cárcel a los organizadores de cualquier esquema en los que se pida dinero para entrar y se condicionen las ganancias a través del reclutamiento de otros miembros.

En Quintana Roo es necesario legislar al respecto. Y es que en la entidad llevan registradas más de 35 mil denuncias desde 2013 hasta la fecha. Hace cinco años se sabía de la existencia de al menos tres modelos piramidales operando en Cancún y Playa del Carmen, principalmente. Hoy son más de siete los que están funcionando.Algunos de ellos, como el de la Flor de la Abundancia, enfocado en mujeres, ya ha sido abordado por Estosdías y funciona de la siguiente manera: 15 personas se integran para formar una “flor”, segmentada en cuatro niveles, de las cuales 14 ocupan posiciones llamadas “pétalos”.

Las últimas personas en ingresar ocupan el último nivel y son quienes dan el dinero de manera ‘desinteresada’, confiando en que “la vida les regrese ocho veces lo que regalaron”. De esta manera, quienes están en ese nivel ‘regalan’ en promedio 15 mil pesos.

El tercer nivel lo ocupan cuatro integrantes encargadas de atraer nuevos ‘donadores’. En el segundo nivel están dos personas que ‘deben ayudar’ y motivar a los demás miembros de la flor. En el centro se encuentra una persona, la que recibirá “toda la abundancia del universo” para que pueda hacer sus sueños realidad.

Una vez que las ocho donadoras han dado su parte a quien ocupa la posición central, la flor ‘se cierra’. Las dos del segundo nivel se separan para crear dos “flores” o “células”, ocupando cada una ahora el centro de la misma y dejando que los demás “pétalos” suban de posición. El ciclo se vuelve a repetir.

La decepción comienza cuando las involucradas ya no tienen más conocidas en ingresar a la “flor” o ya pertenecen a otros grupos.

You are not authorized to see this part
Please, insert a valid App IDotherwise your plugin won't work.

No hay comentarios

Dejar una respuesta