UNAM-Chomsky

UNAM-Chomsky

59
0
Compartir

“Ante la era Trump, el sistema político de Estados Unidos no está abordando los problemas reales”, afirmó el lingüista, el pensador, el activista, el sabio norteamericano Noam Chomsky.

Está por cumplir los 89 años de edad y aunque su andar es lento y corto, su lucidez mental sigue siendo extraordinaria, así lo demostró en el coloquio organizado por la Universidad Nacional Autónoma de México, ‘Los Acosos a la Civilización: de Muro a Muro’.

La Universidad de Guadalajara y la Universidad Estatal de Arizona también son organizadores de este evento que días después irá, con sus brillantes exponentes, a Guadalajara.

El pasado jueves se dieron cita en la Sala Nezahualcóyotl de nuestra Universidad, un grupo de pensadores, maestros, científicos y otros para hablar de los peligros del cambio climático, y de paso abordaron la necedad y ceguera del equipo de gobierno en Estados Unidos.

Chomsky habló, con pesimismo, acerca de las pocas expectativas de una postura responsable y seria en las decisiones que pudiera tomar Trump con respecto al cambio climático. Señaló con firmeza: “No aparece en el horizonte la posibilidad de que el magnate sea sometido a un proceso de destitución e incluso es probable que pueda alcanzar la reelección”.

Los republicanos, a los que pertenece Trump, tienen el control casi total del gobierno, la Cámara de Representantes y los legisladores, es decir quienes hacen las leyes son mayoría republicana.

Por otro lado, los demócratas viven actualmente un desastre, están divididos y desorganizados, tampoco saben cómo enfrentar las iniciativas de gobierno y solamente están enfocados en su propia indignación por la intromisión rusa en las elecciones pasadas.

“A menos que haya una oposición que sea una alternativa viable, esto puede empeorar”, apuntó el sabio con una mirada que refleja profunda preocupación.

Al lado de Chomsky se encontraba el cosmólogo y físico teórico Lawrence Krauss quien es fundador del proyecto ‘Origins’, una iniciativa que reúne a las mentes más brillantes del planeta para explorar muchos de los problemas científicos y sociales más urgentes de nuestro tiempo.

‘Origins’ se propone “encontrar nuevas direcciones de investigación desde la ciencia, las preguntas más fundamentales en torno al origen de la humanidad”, según explicóKrauss, quien al igual que Chomsky, es un creyente del poder de la gente.

Noam Chomsky se consolidó como uno de los pensadores contemporáneos más representativos a partir de su férrea oposición a la Guerra de Vietnam. Llegó a ser “una eminencia” en Estados Unidos, afirmó Krauss.

Y recordó que el Tratado de No Proliferación de Armas Nucleares fue firmado por el presidente Richard Nixon, no por ser pacifista, sino por la influencia que ejerce la gente, “esa presión que viene de atrás es la que presiona a los políticos”, dijoKrauss, “un público bien informado obliga a tomar buenas decisiones”.

En la misma mesa también se encontraba la bióloga Alicia Bárcena, quien actualmente ocupa la Secretaría Ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe, la CEPAL. Ella también aportó un claro pensamiento a este coloquio.

“El cambio climático”, afirmóBárcena, “es la mayor falla del mercado en toda la historia. No reconoce muros ni fronteras y por lo tanto su solución necesita de la acción colectiva, y sobre todo de quienes han causado este problema, las corporaciones, los más ricos, los que se han desarrollado a partir de la energía fósil, imponiendo sobre el resto de la humanidad consecuencias que pueden ser irreversibles”.

Y es que el cambio climático no solamente es un asunto de ciencia y tecnología, tampoco es un tema que proviene de factores económicos, es en realidad una cuestión que tiene que ver con la moral y la ética. Mejor dicho, se está hablando de la sobrevivencia de todos los seres vivientes del planeta.

La más alta inteligencia actual se está reuniendo para deliberar la vida o la muerte.

Es un tema tan urgente que incluso ciertos voceros como el Papa o el Dalai Lama abordan esta preocupación de manera constante en sus alocuciones públicas.

Bárcena también abordó, de manera obligada, el TLCAN y nos llamó a “replantear el proyecto de país”, en ese momento Chomsky acertó otra vez al señalar que la crisis migratoria que ha vivido nuestro país fue “obviamente ocasionada por el TLCAN, ya que estaba orientado para que los agronegocios de Estados Unidos dejaran sin posibilidad de cultivar a los campesinos mexicanos”.

El capitalismo no tiene alma, afirma y a la pregunta de qué hacer con el capitalismo desalmado, afirmó: “Volver a la manera tradicional de organizarnos en comunidad, de cómo relacionarnos con la naturaleza y cómo entendemos el trabajo”.

Dicho está.

 

You are not authorized to see this part
Please, insert a valid App IDotherwise your plugin won't work.

No hay comentarios

Dejar una respuesta