CFE culpa a los consumidores por aumento en los recibos de luz, pues su viviendas tienen “lujos” como a/a

 Directores nacionales de la CFE afirmaron que los supuestos “cobros excesivos” de la energía eléctrica son consecuencia de que los consumidores tienen “lujos” en sus viviendas, como aire acondicionado, lo que ocasiona que se dispare su recibo.

(Apenas en mayo pasado, La Comisión Federal de Electricidad (CFE) admitió que ha cometido errores con los cobros excesivos que ha aplicado a sus usuarios en Yucatán, pues se han basado en estimaciones. Lee la nota en el siguiente enlace https://www.estosdias.com.mx/?p=2508)

Y señalaron que a pesar de lo que señalan las redes sociales y los medios de comunicación, son pocas las quejas en Yucatán y Quintana Roo por “recibos locos” derivados de alto consumo de energía eléctrica durante la pandemia.

Llamaron “recibos locos” a la facturación de consumo de electricidad que rebasa el monto histórico mensual o bimestral del usuario, y aseguraron que las quejas en todo el país disminuyeron “de 979,000 reportes recibidos en 2019 a 890,000 en lo que va de 2020”.

Pero lo que no dijeron es que ese reporte solo toma en cuenta los tres primeros meses del año (enero a marzo), en tanto que las mayores quejas por la facturación del servicio de energía comenzaron a registrarse en abril.

“Generalmente las quejas son de clientes de clase media con comodidades que no tienen los clientes de servicio básico y en ese sentido tuvieron un aumento de hasta 300% por alto consumo por su prolongada permanencia en los hogares” y mayor consumo energético”, dijo José Martín Mendoza Hernández, director de Suministrador de Servicios Básicos de CFE, en una mesa de análisis virtual sobre tarifas eléctricas, autoabasto de electricidad y la nueva Política de Confiabilidad, Seguridad, Continuidad y Calidad en el Sistema Eléctrico Nacional, celebrada este martes.

La tarifa de alto consumo es para diferenciar sobre los que tienen la tarifa básica”, explicó. “Cuánta gente duerme con la televisión prendida, prende sus aparatos y aires acondicionados todo el día, en cambio, el sector doméstico sí creció el consumo por el confinamiento pero usa lo básico para cumplir con los tres principios primordiales: seguridad con el alumbrado, alimentación con los equipos de almacenamiento y la higiene basada en el consumo de agua potable, plancheo, lavado de ropa; el confort es lo que cuesta más porque normalmente es un 15%, pero ahora subió un 80% y eso originó el aumento en la facturación”.

Mario Morales precisó que debido al otorgamiento indiscriminado de permisos de generación de electricidad por parte de la Comisión Reguladora de Energía actualmente existe una sobrecapacidad de generación eléctrica de 81,500 megawatts (mw), cuando la demanda promedio es de 35,000 mw y la máxima apenas alcanza los 49,000 mw.

También precisó que los lineamientos del Centro Nacional de Control de Energía (Cenace) para frenar que los parques eólicos y solares se incorporen al sistema nacional eléctrico es temporal, pero las empresas tramitaron amparos y el gobierno federal también responderá jurídicamente.

El moderador de la mesa de análisis fue Luis Bravo Navarro, coordinador de Comunicación Corporativa de CFE.

Te puede interesar

El home office llegó para quedarse

El trabajo desde casa, o home office, es una tendencia que se va a extender por lo …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *